Seguidores

domingo, 16 de noviembre de 2014

Manchego de pura cepa.

Siente como la brisa la piel te arranca
mientras su lengua la abrasa
y la convierte en escamas y ceniza.

En campos baldíos de tierra rojiza
se perdió la cordura entre las grietas
y los pajizos que el sol a diario riega.

No hay tregua para quien se aventura
a salir de su casa cuando el cielo corona
y derrite bajo su aliento ladrillo y arcilla.

Pasado de caballeros de manos quebradas
que caminaban entre viñedos, olivos y encinas
perdiendo la vida y la razón por aldeas y villas.

Quijotes y Panzas que abundan por doquier
con sus cabezas perdidas y sus bolsillos vacíos
buscando quien sabe si una aventura o la misma muerte.

Una vecina que recorre sus desiertas ciudades
en el éxodo de quien sale de un infierno
para caer en otro distinto posiblemente más insano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...